Glendalough

Glendalough (El valle de los mil lagos)

“El valle de los dos lagos” (Glendalough en gaélico) está en las montañas de Wicklow, en la costa este de Irlanda, a solo 60 km de Dublín. Es un paraje natural formado en un valle glacial milenario. Esencia agreste, indómita y romántica de la Irlanda más tradicional e icónica. Los dos lagos son el inferior (Lower lake), donde se encuentran la mayoría de construcciones históricas; y el superior (Upper lake) donde están las más antiguas.

El valle está plagado de ruinas de monasterios, capillas, cementerios, granjas y casas. Destaca una torre de 30 metros. Fue fundado por San Kevin en el siglo VI, y ampliado en siglos posteriores. Además sufrió varios ataques vikingos, destrozos del fuego, inclemencias del tiempo y saqueos ingleses. Generando un viaje de vuelta a la Edad Media mientras se visita esta porción especial de la historia de Irlanda.

Glendalough (El valle de los mil lagos)

Se puede llegar en coche fácilmente desde Dublín, disfrutando de la ruta a lo largo del río Slaney, o bien contratando algún tour en la capital que llegan a la zona en autobús, pero con tiempo limitado y más condicionados. Merece la pena perderse por el Parque Nacional de Wicklow porque es un lugar tranquilo y espiritual, o ascender hasta la St. Kevin´s Cell, donde hay vistas de todo el valle. Además la variedad de flora y fauna es sorprendente, sobre todo en cuanto a los distintos tipos de aves que pueden avistarse, como cisnes, mirlos, patos, garzas o martines pescadores.

Glendalough (El valle de los mil lagos)
Glendalough (El valle de los mil lagos)

Glendalough

Inis Mór

Inis Mor - Puerto de Kilronan

Inis Mór (o Inishmore en inglés) es, literalmente, “la isla grande” de las tres islas de Arán. Y es la que tiene más cosas que ver en un día. Está ubicada en el Océano Atlántico, muy cerca de la bahía de Galway, en Irlanda. En ella viven menos de 1000 personas. Y es famosa por su tradición irlandesa, su tranquilidad y sus ruinas cristianas, pre-cristianas y celtas.

Se puede recorrer en minibus, a caballo, en bicicleta o caminando. Sus 31 km2 , con muy poco desnivel, hacen que merezca la pena alquilar una bicicleta todo el día para tener libertad de movimiento. El punto más importante es el fuerte Dún Aonghasa, un sitio arqueológico muy interesante y con vistas a unos acantilados muy bonitos. Sus tranquilas carreteras llevan a otros fuertes más pequeños, lugares como las Seven Churches (ruinas cristianas) o el Worm Hole (donde se realizan saltos acrobáticos de competición). También tiene playas bonitas, y se puede divisar una colonia de focas o tomar una pinta en el pub del puerto.

Inis Mor - Dún Aonghasa

Muchas compañías turísticas de Galway ofrecen llevarte en autobús hasta el puerto de Rossaveal y viaje en ferry por la mañana; así como la vuelta en ferry y autobús a la ciudad por la tarde. Los horarios de los ferrys están muy claros y bien establecidos. Y se pueden disfrutar 5-6 horas en la isla. Además, en el puerto de Kilronan, hay un supermercado para comprar el avituallamiento del día.

Inis Mor
Inis Mor

Inis Mor

Sean’s Bar

El Sean’s Bar es el pub más antiguo (900 D.C.) de Irlanda según el Libro Guinness de los Records, y según parece de todo el mundo. Tiene un registro de sus propietarios desde el siglo X. Además ha sigo galardonado con el James Joyce Pub Award, que certifica la autenticidad y el ambiente original de los pubs irlandeses tradicionales; orientados a disfrutar del momento, la compañía y la buena música irlandesa en directo.

Y es cierto, en la entrada se sitúa la chimenea, elemento vital durante los días fríos. Y al lado opuesto la larga barra con taburetes, que no ha sufrido prácticamente modificaciones desde su año de inauguración. Allí sirven muy buenas pintas de todo tipo de cervezas irlandesas, así como shots de sus whiskies. El pub es pequeño en tamaño, pero genera un ambiente acogedor, del que te sientes parte al entrar.

El Sean’s Bar está ubicado en Athlone, una pequeña ciudad de paso entre Dublín y Galway, pero con mucha historia, en mitad de la isla, sobre el río Shannon. Y muy cerca de su castillo, muy bien conservado y que se puede visitar.

Sean's Bar

Pin It on Pinterest