Belém

Monasterio de los Jerónimos de Belém

En Lisboa (Portugal) uno de los barrios más bonitos, y el más monumental, es Belém. Está a las afueras de la capital, a orillas del río Tajo en su desembocadura al Atlántico, y al oeste del famoso Puente 25 de Abril. Belém se puede recorrer en una hora, pero merece la pena dedicar más tiempo para visitar sus monumentos y disfrutar de sus dulces. Respecto a los dulces, aquí se producen los famosos “Pasteis de Belém” y su fábrica se puede visitar, degustarlos con un buen café o comprar para regalar.

Respecto a los monumentos, destacan 3 por encima de otros pequeños museos y parques. La Torre de Belém del siglo XVI, ubicada dentro del Tajo y concebida como torre defensiva rodeada de agua, se puede visitar pero es más bonita por fuera. El Monasterio de los Jerónimos, del mismo siglo, y uno de los ejemplos más brillantes del estilo gótico manuelino; en su iglesia están enterrados varios reyes, y su claustro, precioso, se puede visitar. Ambos son Patrimonio de la Humanidad. El tercero es el Padrão dos Descobrimentos, de la época de Salazar, como homenaje a los navegantes portugueses, muy sorprendente con sus 50 metros de altura.

A Belém se puede llegar muy facilmente desde el centro de Lisboa tanto en coche, como en tranvía (línea 15 desde la Baixa), como en tren (desde la estación de Cais do Sodré, en el río), o en barco con visita turística completa. Además, para los días de más calor allí hay algunos parques con bancos y sombra, haciendo muy agradable el paseo por esta parte de la Historia de Portugal.

Monumento aos Descobrimentos
Monumento aos Descobrimentos

Belém

Queima das Fitas

Queima das Fitas (Coimbra)

La Queima das Fitas es el momento cumbre de la vida universitaria de varias ciudades de Portugal, pero en especial de Coimbra, cuya tradición universitaria se remonta a muchos siglos atrás. Las fitas son unas cintas de colores que representan la carrera de cada estudiante, y que queman para simbolizar el final de sus estudios. Coimbra se llena de vida y alegría durante una semana en Mayo, en la que los estudiantes son protagonistas, a menudo llevando con orgullo sus fatos y capas (el traje académico).

La Serenata Monumental es la ceremonia que marca el comienzo de la Queima. Es un concierto de fados de Coimbra frente a las escaleras de la Sé Velha (Catedral Vieja) en el casco histórico, con guitarra portuguesa y voces de estudiantes como protagonistas. Es una despedida de la ciudad porque se terminan los estudios, y nunca la preciosa palabra saudade (melancolía/nostalgia) cobra tanto sentido como durante la serenata.

Queima das Fitas (Coimbra)
Queima das Fitas (Coimbra)

A lo largo de la semana se celebran actos académicos y festivos por toda la ciudad, desde lo alto de la Universidade de Coimbra hasta el río Mondego. Así como bailes de gala y otras reuniones y jantares (cenas) de amigos. Y por las noches en la ribera del río se celebran las Noites do Parque, con conciertos, música, animación, comida y bebida en un recinto enorme por el que pasan estudiantes y turistas para disfrutar de las noches de Coimbra.

Pero el acto más llamativo y festivo de la Queima es el Cortejo dos Quartanistas, un pasacalles de carros decorados con motivos propios de cada carrera, donde van subidos los estudiantes de penúltimo año de carrera; y al que acompañan, caminando a su alrededor, los estudiantes de último curso, con traje oficial y sombrero con los colores de las fitas. Son más de 100 carros (autobuses y camiones) cada año, por lo que el Cortejo se prolonga durante toda la tarde. Coimbra se llena de amigos, familiares, Erasmus y turistas para compartir la alegría de los estudiantes. Estos, a cambio, reparten comida y bebida totalmente gratis desde los carros, solo hace falta estirar la mano y poner una sonrisa para conseguir una cerveza (a veces fresquita para refrescarse por dentro, a veces caliente para refrescarse por fuera). Y es que se genera un ambiente de fiesta y buen rollo compartido que no tiene comparación en el mundo.

Queima das Fitas (Coimbra)
Queima das Fitas (Coimbra)

Queima das Fitas

Furnas

Furnas es una pedanía de Povoação, un pueblo situado en la Isla de São Miguel, en el archipiélago portugués de Las Açores. Su atractivo está relacionado con la actividad volcánica de toda esa zona, pudiendo encontrar pequeños volcanes, calderas, fumarolas, manantiales naturales y fuentes termales. Ubicada a 50 km de Ponta Delgada, la capital de la isla, se puede llegar en coche, autobús, o mediante tours con guía/conductor.

Portugal_Azores_San_Miguel_Furnas_fuenteTodo en Furnas está relacionado con el agua y el calor natural de la tierra. Por ejemplo, el pueblo tiene canalizados manantiales de distintos tipos de agua: caliente, fría e incluso con gas. Y algunos vecinos tienen conexiones directas entre las fuentes y sus casas, para llenar la bañera o prepararse el té.

Además hay un plato típico de la zona que se cocina durante la mañana en agujeros preparados en la tierra, el Cocido de Furnas. Sus ingredientes son los habituales del cocido, pero con un sabor especial, merece la pena probarlo. Por estas razones los habitantes de Furnas presumen de gastar poco en suministros de agua y gas.

Portugal_Azores_San_Miguel_Furnas_balnearioTambién se puede visitar la zona de Caldeiras, un paseo mediante escaleras y puentes para visitar multitud de grietas por las que emana agua, lodo y azufre, y que van cambiando de lugar. O bien darse un baño en piscinas naturales con agua de color naranja (debido a la cantidad elevada de hierro que contiene) como las de la Poça de Dona Beija, por 3€ y abierta todos los días del año.

En definitiva, un pueblo pintoresco que ha sacado partido a una situación poco habitual.

Portugal_Azores_San_Miguel_Furnas_volcanes

Adega Paço do Conde

Cena Erasmus, Paço do Conde, Coímbra, Portugal

La Adega Paço do Conde es un lugar especial; ya que fue parte importante de nuestro Erasmus en Portugal (el de Rubén y el mío) y visita obligada en cada viaje; por lo que también Alex ha cenado allí.

Situado en la Baixa, un entramado de calles estrechas en pleno centro de Coímbra, encontramos esta bodega especializada en carne y pescado a la plancha, amén de otras recetas de la gastronomía portuguesa como la alheira, un tipo de salchicha.

Chanfanas, Paço do Conde, Coímbra, Portugal

Cazuela de chanfanas

Nuestro plato favorito es sin embargo las chanfanas; un plato de carne de cabra vieja macerada en vino durante varias horas y cocida al fuego dentro de una cazuela de barro. Aunque de primeras “cabra vieja” pueda sonar mal, después de todo el proceso de elaboración la carne queda tierna; y si lo pides, no te cansarás de untar el pan y las patatas en la exquisita salsa.

Así que no te dejas asustar por la apariencia del local, tan castizo como sucio, y prepárate para disfrutar de una auténtica experiencia culinaria, antes de continuar la noche escuchando un tradicional fado en algún bar.

Pin It on Pinterest